Santo Domingo

Santo Domingo está lleno de cultura e historia y es uno de los principales destinos para los turistas que visitan la República Dominicana. Esta es la ciudad más antigua en el Nuevo Mundo, donde las comunidades de América fueron fundadas. Aquí es donde la primera catedral y el primer hospital pueden ser visitados. En Santo Domingo se siente como era la vida en el siglo XV cuando uno camina por las calles empedradas, mientras admira la arquitectura colonial española. Santo Domingo es la ciudad más diversa del Caribe, donde hay una variedad de restaurantes y vida nocturna convergentes. En Santo Domingo hay grandes restaurantes en todas partes e incluso a los residentes de Santo Domingo les resulta difícil evitarlos.

Santo Domingo es una ciudad bulliciosa donde hay actividades durante el día y la noche. Es un lugar para conocer nuevas amistades. De hecho, muchos solteros que visitaron el lugar han podido encontrar un compañero de por vida antes de salir de la ciudad. Ir de compras no es un problema en Santo Domingo dado que hay tiendas populares y las compañías multinacionales han extendido sus sucursales aquí y muchas más vendrán en el futuro. En Santo Domingo hay incluso tiendas con buenos descuentos, donde por menos dinero usted puede adquirir excelentes productos. Hay productos en liquidación durante todo el año, mientras que los turistas más exigentes pueden ir a tiendas que ofrecen marcas exclusivas.

Santo Domingo se encuentra en la zona sur de la República Dominicana. Los turistas pueden llegar a través de autobuses. Si usted no le gusta viajar en bus, puede llegar en taxi desde el aeropuerto. Solo debe buscar las tarifas adecuadas que se publican en el aeropuerto y asegúrese de negociar el precio antes de subir al taxi. También puede alquilar un coche para llegar a su destino. No es difícil localizar la ciudad ya que desde la ruta es muy fácil arribar a Santo Domingo. Usted sólo tiene que viajar a través de la Autopista Duarte y cruzar el Puente de las Américas. Pero si quiere ahorrar dinero, los autobuses públicos son más baratos que los taxis para ir a la ciudad de Santo Domingo.